• Síguenos en Google+ - Estudio Médico Navarro Síguenos en Facebook - Estudio Médico Navarro Síguenos en Twitter - Estudio Médico Navarro
  • 948 24 12 36 / 629 14 18 03 / FAX: 948 15 24 46

    ICSI – Inyección intracitoplasmática de espermatozoides – Estudio Médico Navarro

    ICSI

    La microinyección intracitoplasmática de espermatozoides es una técnica de reproducción asistida que realizamos en Estudio Médico Navarro, consistente en introducir un espermatozoide de forma mecánica dentro de un óvulo.

    El espermatozoide se selecciona en función de características como la movilidad y la morfología (aspecto).

    Indicaciones

    • Muestras de semen con uno o varios parámetros alterados de forma severa (concentración, movilidad y/o morfología).
    • Muestras de semen valiosas (semen congelado de pacientes oncológicos previo al tratamiento quimioterápico, semen congelado previa vasectomía, muestras de semen lavadas para eliminar la carga viral en casos de VIH o de hepatitis C).
    • Espermatozoides procedentes de biopsia testicular.
    • Infertilidad de causa inmunitaria, cuando hay un alto número de anticuerpos antiespermatozoide en el eyaculado.
    • Fecundación de ovocitos criopreservados, a los cuales no puede realizarse un FIV convencional, al carecer de granulosa.
    • Realización de un tratamiento de diagnóstico genético preimplantacional (DGP).
    • Pacientes con ciclos previos de FIV convencional fallidos.

    Curiosidades sobre la ICSI

    Esta técnica sólo puede realizarse con ovocitos maduros o metafase II, que es cuando los óvulos están en su momento óptimo para ser fertilizados.

    En ocasiones, esto implica que no todos los ovocitos recuperados tras la punción folicular sean finalmente utilizados para la microinyección de espermatozoides.

    Las tasas de fecundación conseguidas mediante esta técnica son de alrededor del 75-80%, aunque también se ven influidas por la calidad de los ovocitos utilizados y la experiencia de la persona que la realiza.

    Los embriones obtenidos con esta técnica tienen el mismo comportamiento y las mismas características que los obtenidos tras la realización de una FIV convencional.